No es ningún secreto que existe una fuerte rivalidad entre empresas del mismo sector y que, por tanto, gana la batalla aquella marca que consigue persuadir y conquistar a su público objetivo.

Numerosos estudios demuestran que el acto de compra muchas veces es, en sí mismo, toda una experiencia. Por eso, algunas empresas del sector retail han decidido sacar provecho  de ello. Y si no, pasen y vean.

Ya el pasado año, las tiendas “pop-up” impusieron su presencia en el mercado, pero lejos de desaparecer, parece que van a seguir dando guerra en este 2017. Lo cierto es que han sido muchas las empresas que en los últimos daños se han decantado por este tipo de tienda más efímera para exhibir sus productos, y así, sorprender a sus clientes.

Pero antes de continuar, muchos os estaréis preguntando, ¿qué es eso de las tiendas “pop-up”? Se trata de tiendas en el que las marcas se sitúan físicamente en lugares estratégicos de venta, como por ejemplo, los sitios más emblemáticos y cotizados de las ciudades. La diferencia es que el tiempo en el que las “pop-up” están situadas en un sitio concreto es muy breve, y, por norma general, desaparecen tras un día, un fin de semana o, incluso, una semana.

De esta manera, las marcas promocionan sus productos y se dan a conocer durante un tiempo determinado. Precisamente por este carácter efímero, la inversión que requieren las tiendas “pop-up” es menor respecto a los puntos de venta tradicionales. Por esto, cada vez son más las pequeñas marcas que se atreven a dar el paso.

Entre algunas de las ventajas que ofrecen este tipo de tiendas, se encuentran la temporalidad, la visibilidad, la fidelización o el compromiso sólo a corto plazo. Por estas razones, entre otras, este fenómeno ha funcionado muy bien en los países anglosajones, y más concretamente, en Estados Unidos.

Aunque en España este fenómeno no está tan integrado, actualmente se encuentra en una fase de crecimiento y los expertos aseguran que en los próximos años se seguirá produciendo un auge de estos comercios. Según los mismos, las tiendas “pop-up” han llegado para quedarse y no se trata de un fenómeno temporal ni de una moda pasajera.

Al tratarse de un fenómeno cada vez más extendido en las ciudades españolas, ha nacido un nuevo tipo de alquiler de locales para este tipo concreto de tienda.

En referencia a las ubicaciones predilectas, como es de suponer, los sitios más demandados por las marcas son los principales puntos comerciales de las ciudades y los barrios que están de moda.

No Hay Más Artículos

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR